Natación

La natación es una de las disciplinas tradicionales de los juegos olímpicos modernos, realizada desde la edición inaugural en Atenas 1896. Actualmente se compone 17 eventos de varones y otros tantos de mujeres. Las mujeres compitieron por primera vez en 1912.

Originalmente, las pruebas de natación se realizaban en el mar o un lago artificial. En 1908 las pruebas pasaron a realizarse en piscina. En 1924 se incorporaron los carriles, así como la longitud olímpica de 50 metros. El estilo mariposa era permitido en las pruebas de pecho, hasta que se crearon eventos independientes en 1956. Las primeras lentes se permitieron en 1976.

La natación se remonta a la edad de piedra, pero no se convirtió realmente en un deporte organizado hasta principios del siglo 19. El hombre prehistórico aprendió a nadar para cruzar ríos y lagos, lo sabemos porque en Egipto se han encontrado pinturas rupestres de la Edad de Piedra que representan a nadadores. La natación también se mencionó en la mitología griega.

La natación no se practicaba ampliamente hasta principios del siglo XIX, cuando la Sociedad Nacional de Natación de Gran Bretaña comenzó a realizar competiciones. La mayoría de los nadadores tempranos usaban brasa o pecho, conocido entre nosotros como “jagua yta”.

Cuando se restauraron los juegos olímpicos, en 1896, la natación apareció en el programa y se mantiene hasta la fecha:

Con el correr del tiempo se fueron creando los 4 estilos hoy practicados: libre, pecho, espalda y mariposa.

LAS PRUEBAS

50 metros: estilo libre, espalda, pecho (braza), mariposa.

100 metros: estilo libre, espalda, pecho (braza), mariposa.

200 metros: estilo libre, espalda, pecho (braza), mariposa, combinados (estilos).

400 metros: estilo libre, combinados (estilos).

800 metros: estilo libre (femenino).

1500 metros: estilo libre (masculino)

4 x 100 metros: estilo libre, combinados (estilos).

4 x 200 metros: estilo libre.

Jorge Chipi Vera